Login      FOLLOW US ON follow on Facebook follow on Twitter follow on Pinterest follow on Tumblr follow on Google Plus

Templo de Júpiter Óptimo Máximo

Templo de Júpiter Óptimo Máximo

El templo más importante de Roma estaba ubicado en la Colina Capitolina, estaba dedicado a Júpiter Óptimo Máximo y Juno y Minerva, es decir la Tríada Capitolina, y fue construido por el voto hecho por Tarquinio Prisco durante las guerras contra los sabinos. La construcción del Templo de Júpiter en el Capitolio marca un cambio importante en la religión romana que durante 170 años desde su fundación adoraba a los dioses sin ningún simulacro. La representación antomórfica de la divinidad identifica las etapas evolutivas de la religión en Roma; desde la fase arcaica sin templos pero solo con altares temporales, se pasò luego a la época de Numa Pompilio con templos sencillos y sin alguna representación de la divinidad para llegar a la época de los reyes etruscos que construieron grandes templos y representaron a los dioses con rasgos humanos. De hecho, fue Tarquinio Prisco quien llamó al artista etrusco Vulca a Roma para crear las estatuas de arcilla de Júpiter y Hércules para colocarlas en sus respectivos templos.
Para construir el gran templo, que Tarquinio quería en lo alto de la colina más importante, era necesario quitar o mover las aedes de otras divinidades arcaicas pero antes de hacerlo, Tarquinio quiso escuchar al arúspice Atto Navio para que todo se hiciera de acuerdo con la voluntad de las divinidades.
Tito Livio relata que Atto Navio hizo los sacrificios para conocer la voluntad de las divinidades y de la lectura de las entrañas de los animales sacrificados se obtuvo la respuesta: todas las divinidades arcaicas acordaron ser trasladadas a excepción de Terminus y Juventas que fueron incorporadas al nuevo templo, efectivamente. según los arúspices, la permanencia de Terminus era un presagio para la duración de Roma.
Las obras comenzaron en el 575 a.C., durante el reinado de Tarquinio Prisco, con la construcción de un enorme muro que tenía la función de terraplén, durante estas obras se encontró una calavera que la leyenda dice era del mítico caudillo etrusco Aulo Vibena y de este razòn la cima de la colina fue llamada Caput que es Capitolium.
Pero cuando Tarquinio murió el templo no estaba terminado y para su sucesor, Servio Tulio, el templo no tenía el mismo valor simbólico y prefirió realizar otras obras que Roma necesitaba; le corresponderá al último Tarquinio hacerse cargo de la construcción del gran templo.
Fue una empresa colosal a la que Tarquinius, llamado el Soberbio, destinó una décima parte del botín ganado con la rendición de Suessa Pometia, la capital de los Volscos, pero para la que también se necesitaban muchos hombres y puesto que los esclavos no eran suficientes, se impuso la esclavitud a la plebe romana; este fue uno de los errores del rey que propició la llamada "expulsión de los Tarquines" y el cambio en la forma de gobierno.
Para su construcción y decoración fueron convocados a Roma los artistas etruscos que tuvieron alojamento a lo largo del vicus que conducía desde el Foro Romano al Velabro y donde luego continuaron viviendo y abrieron sus tabernas para que por su presencia el camino se llamara Vicus Tuscus.
El templo fue construido sobre un podio muy alto de unos 200 pies de largo (más de 60 metros); sus medidas eran impresionantes, mt.62 x 54 - para tener una representación inmediata basta pensar que la Curia Julia (intacta y visible) mide mt.27 X 18 - con el ancho ligeramente menor que el largo;estaba orientado al sur y tenía tres filas de columnas en el frente y una a cada lado. Tenía tres celdas paralelas, separadas por muros pero cubiertas por el mismo techo: la central dedicada a Júpiter, las laterales a Juno y Minerva.
Como cuenta Vitruvio, las columnas estaban muy distantes entre sí y, por lo tanto, el templo era areóstilo. De hecho los arquitectos crearon un templo con el plan característico de los templos toscanos, dejando mucha luz entre las filas de columnas y , por esto, se requería el uso de arquitrabes de madera en lugar de los de piedra.
Según Dionisio de Halicarnaso, considerado la mejor fuente literaria sobre la historia y características del templo, Tarquinio Priscus había encargado a Vulca, el artista etrusco más estimado, la realización de la estatua de Júpiter, representado de pie y con un rayo en la mano derecha, y también la estatua de la cuadriga de terracota pintada que se colocará sobre el techo y que será reemplazada por una de bronce dorado solo en 296 a. C. También en el techo estaba la estatua acrobática de Summanus, el dios arcaico de la manifestación nocturna de Júpiter que presidía el relámpago nocturno, luego alcanzado por un rayo en el 275 a. C. hecho que los arúspices interpretaron como la petición del dios de tener su propio templo que se construyó en el Circo Máximo ...



Para leer el artículo completo suscribirse!



de M.L. ©ALL RIGHTS RESERVED (Ed 1.0 - 14/12/2020)