Login      FOLLOW US ON follow on Facebook follow on Twitter follow on Pinterest follow on Tumblr follow on Google Plus

Insula in Regio VII Via Lata

Insula in Regio VII Via Lata

En el siglo III a.C.. Roma, con 187.000 habitantes, ya era la ciudad más poblada del mundo antiguo y lo seguiría siendo hasta el 455 d.C., cuando fue saqueada por los Vándalos. En la época de Augusto los habitantes eran alrededor de 1.000.000 y alcanzaron su máxima expansión durante la dinastía Antonina en el siglo II d.C.
Aumentaron las áreas de Roma ocupadas por domus e insulae que, tras la recuperación de Campo Marzio por Agripa, fueron construidas en la Regio VII según un esquema urbanístico que favorecía la regularidad de las calles y que se encuentra, en parte, también en la denominada Roma Sixtina.
Durante la renovación de algunas casas de Via in Arcione, se encontró uno de los conjuntos urbanos más grandes de la Antigua Roma; hay tres edificios y dos calles pavimentadas que corren subterraneas en el distrito de Trevi entre Via del Corso y la Fontana de Trevi. Estos edificios estaban en el territorio de la Regio VII vía Lata, una de las catorce regiones en las que Augusto dividió Roma, que se extendía entre la Vía Flaminia (más tarde llamada Vía Lata) al suroeste y las laderas del Quirinal y el Pincio al noreste. y era el único donde las calles tenían el camino perpendicular a la Vía Flaminia.
Esta era la zona antiguamente denominada Campus Agrippae, donde existían principalmente insulae construidas a lo largo de caminos (vici) orientados sobre el eje de la Vía Lata que cruzaban en ángulo recto, por lo que quizás una de las pocas áreas donde existía un plan urbanístico y muy similar al de las ciudades construidas por los romanos en las provincias.
Los restos de las dos calles y de los edificios romanos reflejan una clara imagen del tipo de vivienda de la Regio VII en el período comprendido entre el siglo II y el IV dC; lamentablemente no es posible visitar el sitio ya que se encuentra a una profundidad de unos 8 metros en la zona de residencias privadas. Sin embargo, en la cuadra entre via en Arcione y Via dei Maroniti hay un jardín dentro del cual se encuentra una superestructura del área y un garaje desde el cual es posible ver algunas partes del área arqueológica que mide aproximadamente 1.600 metros cuadrados.
Precisamente donde se encontraron los restos de antiguas construcciones, se abre el acuífero del Agua Sallustiana, que aún hoy fluye y cuyo nivel está contenido por medio de bombas.
El acuífero procede de una fuente que ya en la antigüedad fluía desde el Cerro Quirinal y por la ladera (ahora Vía del Lavatore) descendía hasta el Campo di Marte, formando el Palus Caprae que fue drenado por Agrippa para construir sus baños termales.
En 1902, durante la construcción del Túnel Umberto, se encontraron los restos de una domus romana que a partir de una fístula (inscripción) en los conductos de plomo pudo atribuirse a Fulvio Plauciano, prefecto del Pretorio en 197 y suegro de Caracala.
Durante los trabajos de excavación se identificaron tres edificios divididos por dos calles paralelas a la Vía Lata; el primer edificio (A) tiene una serie de tabernas que daban a una calle muy ancha, m. 8.20, y tenían un pórtico en la pared del fondo que probablemente daba a otro camino que está más allá del área excavada. Ciertamente las dos habitaciones estaban comunicadas porque en la pared trasera hay una puerta amortiguada y en la segunda taberna hay una pared que sostenía la escalera que conducía a los pisos superiores.
Por las características constructivas, los arqueólogos han atribuido la construcción al siglo III d.C. con cambios también en épocas posteriores, de hecho frente a la entrada de la tercera taberna hay una estructura cúbica de 2 m. en el lado construido con harapos de ladrillos (materiales spolio), es un pozo de la época medieval temprana, construido para extraer agua del acuífero subyacente. En el siglo V, tanto la carretera como los edificios ya habían sido enterrados en gran parte como consecuencia de la elevación del nivel de pisateo de toda la zona.
Al otro lado de este gran camino hay una gran pileta formada con 4 losas de travertino, era la fuente pública donde los habitantes de las insulae iban a buscar agua; el tanque está apoyado contra la pared del edificio B, que es quizás el más misterioso, en cuanto a su uso, de los tres edificios identificados.
Se trata de una única estancia rectangular encajada entre los dos caminos cuyas características constructivas indican su construcción hacia el siglo III d.C. Ciertamente formaba parte de una domus más grande que también estuvo habitada en el siglo IV, época a la que se remontan algunos cambios, de hecho las paredes se cubrieron con decoraciones de mármol y también el piso, que era de mosaico blanco y negro, se cubrió de losas de mármol.
El edificio C, separado del anterior por la segunda calle, ofrece el ejemplo de una gran domus, formada por numerosas estancias de diversa tipología, entre ellas grandes salones de recepción; la entrada estaba en una sala, rematada por una abside, que se desbordaba en la empedrada de l vicus. Este edificio también sufrió numerosas reformas probablemente debido a eventos desastrosos ocurridos a lo largo del tiempo, incluido un incendio, del cual se han encontrado rastros, y luego también las frecuentes inundaciones del Tíber que, en particular, en el Campo Marzio provocaron una elevación del nivel del suelo.
Durante los trabajos de excavación también se encontraron estatuas de mármol acefalas de considerable tamaño, incluido un grupo de mármol en que dos personajes, probablemente miembros de la familia imperial, estaban representados como Venus y Marte y una Artemisa con un perro y una cierva.



de M.L. ©ALL RIGHTS RESERVED (Ed 1.0 - 27/10/2020)